NEXT DAY DELIVERY IN EUROPE - FREE SHIPPING OVER 70€

No hay productos en el carrito.

Saltar a la comba: 12 beneficios, 8 consejos y 5 rutinas

Lo de saltar a la comba ya no es solo cosa de niños en el patio del colegio o de Rocky.

Cada vez más gente se está uniendo a esta práctica.

Entrenadores personales y coaches de crossfit de todo el mundo lo incluyen en sus sesiones de entrenamiento y, en este artículo, te vamos a explicar el porqué.

Sabemos que te va a costar, pero intenta esperar al menos a terminar de leer este artículo antes de ir a comprar tu nueva comba.

Comenzamos.

Beneficios de saltar a la comba

Son tantos que nos cuesta saber por cuál comenzar, pero vamos allá:

  • Es un deporte muy cómodo porque puedes realizarlo en cualquier momento y lugar. Además, el material necesario ocupa muy poco espacio y es fácil de transportar. Es ideal para los días de mal tiempo que no puedes salir a correr, pero quieres entrenar tu capacidad aeróbica.
  • Es un ejercicio cardiovascular muy completo. Los músculos y tendones de tus piernas, brazos y core se verán fortalecidos con esta disciplina.
  • Te ayuda a mejorar la concentración. Debes mantenerte atento para seguir el ritmo y la velocidad deseada sin tropezar.
  • Reduce el estrés a la vez que segrega endorfinas. Genial tras un día intenso.
  • Mejora la respiración. Necesitas de una buena respiración para aguantar, poco a poco la irás perfeccionando.
  • Ayuda a mantener un corazón sano. Médicos recomiendan el salto a la comba como una forma de prevenir enfermedades cardiacas.
  • Creces en rapidez. Practicar el salto de cuerda te permite aumentar tu zancada y ser más rápido en esta y otras disciplinas.
  • Desarrolla la coordinación. La necesitarás cada vez más según vayas agregando complejidad. Tus brazos y tus piernas deberán llevarse bien.
  • No requiere estar en buena forma física. Salvo lesiones, cualquiera puede practicar esta disciplina con el objetivo de ir mejorando sus capacidades.
  • Aporta diversión a las sesiones de entrenamiento. Aumentando progresivamente la complejidad de las rutinas y combinándolo con otros deportes, entrenar ya no será aburrido. Podrás olvidarte de salir a correr a diario.
  • Ayuda a prevenir lesiones gracias a que fortalece la musculatura.
  • Es un deporte barato. Como has visto, tiene múltiples beneficios para la poca inversión que necesita. 

¿Saltar a la comba adelgaza?

La pérdida de peso es, en muchas ocasiones, lo que más se busca a la hora de elegir y practicar un ejercicio cardiovascular.

¿De verdad pensabas que nos íbamos a dejar fuera de la lista este beneficio?

Aquí tienes una ventaja extra a las 12 que ya te hemos contado.

Sí, el salto a la cuerda puede ayudarte a perder peso, pero ninguna disciplina es milagrosa.

Hace falta constancia. 

Y, además, para la pérdida de peso es necesario tener un déficit calórico (quemar más calorías de las que consumes) y para ello, tendrás que llevar una buena alimentación y una vida activa.

No todo se consigue con el rato de entrenamiento por muy exigente que sea.

Además, siempre hay otros factores que también cuentan a la hora de ver resultados en la báscula -nuestro estado hormonal, por ejemplo-.

Pero tranquilo, que con esfuerzo, es probable que te lleves una alegría la próxima vez que te peses, y si no es así, seguro que habrás notado muchas mejoras a nivel físico y estético gracias al salto a la comba.

No todo son los kilos. Aunque a veces nos cueste aceptarlo, te puedes ver mucho más delgado y esbelto a pesar de que tu enemiga la báscula diga lo contrario.

Cuántas calorías se pierden saltando a la comba

Según diferentes estudios realizados por especialistas, con el salto a la cuerda se pueden llegar a quemar entre 300 y 450 calorías en 30 minutos.

Todo dependerá del ritmo y la intensidad del entrenamiento.

Pero también de cada persona, como hemos mencionado en el apartado anterior.

Qué tener en cuenta a la hora de elegir una comba

Puede parecer tan fácil como ir a un bazar y comprar la primera comba que veamos.

Pero no.

Deberemos tener claro cuál va a ser nuestro objetivo al practicar el salto a la cuerda:

¿Entrenar fuerza? ¿O más bien ganar en velocidad?

El peso de la comba deberá ser diferente en función de la respuesta a estas preguntas.

Una cuerda ligera nos ayudará a llevar un ritmo más rápido, y una más pesada conseguirá que debamos hacer más esfuerzo.

Siempre podemos hacernos con una que nos permita añadir lastres para añadir mayor dificultad cuando nos convenga.

También es importante que las empuñaduras, además de cómodas, giren 360º para evitar que se enganchen.

Hay que tener en cuenta también el grosor de la cuerda: a mayor grosor, más resistencia.

Y, por supuesto, que el tamaño de la comba sea ajustable. No es lo mismo que midas 1,80 m que 1,50 m.

Sobre todo si practicas crossfit, que sea una comba resistente. Las de acero serán tu mejor opción.

Puedes pasarte por nuestra sección de combas para elegir la que más se ajusta a ti.

Trucos y consejos para saltar correctamente

Aunque los niños lo hagan a lo loco y no se hagan daño, para los adultos esto de saltar tiene truco.

Deberás tener en cuenta ciertos consejos para no lesionarte y sacarle todo el partido.

  • Mueve solo las muñecas. Los codos deberás tenerlos flexionados a 90º todo el tiempo.
  • Ajusta el tamaño de la cuerda. Para ello deberás pisar el centro y estirar hasta que las empuñaduras te lleguen al pecho. Según vayas adquiriendo destreza, podrás acortarla, pero nunca más de 5 cm.
  • Cae de forma suave, con las rodillas algo flexionadas y con la punta de los pies. Evitarás un impacto mayor del necesario (si el suelo es de goma con base de hormigón, mejor… un box es el sitio ideal).
  • Mantén la espalda erguida y el core activo. Disminuye la tensión y riesgo de lesión en la columna.
  • No saltes muy alto. Lo ideal es saltar unos pocos centímetros, para poder ir a un ritmo adecuado y aguantar más tiempo sin cansarte.
  • Entrena a intervalos. Para hacerlo más divertido, puedes incluir el salto a la comba dentro de un Tábata o un entrenamiento HIIT. 
  • Combínalo con otro tipo de entrenamiento. Para obtener los mejores resultados, siempre es mejor combinar ejercicios cardiovasculares con ejercicios de fuerza. La comba es una disciplina muy completa, pero no te ayudará, por ejemplo, con la hipertrofia muscular.
  • Calienta antes de empezar. Sí, es necesario preparar las articulaciones y los músculos antes de un ejercicio de esta exigencia.

Rutinas con la comba

Anteriormente te hemos enseñado, ejercicios con la comba a nivel principiante y avanzado, ahora te facilitamos 5 rutinas con ellos.

Rutina 1 (principiantes) – Tábata -8 series de 20 segundos con 10 segundos de descanso entre series – Repite el Tábata 2 o 3 veces
➡️ 20 segundos saltos simples
➡️ 10 segundos descanso
➡️ 20 segundos saltos con levantamiento de pie

Ponte una playlist de Tábata en tu plataforma favorita y ¡motívate para saltar!

Rutina 2 (principiantes) – AMRAP 20 minutos -Repite tantas veces como te de tiempo hasta cumplir los 20 minutos.
➡️ 50 saltos con una sola pierna
➡️ 20 sentadillas
Rutina 3 (intermedio) – EMOM 15 minutos
➡️ 60 Double unders

60 repeticiones en 1 minuto, descansa los segundos sobrantes hasta cumplir el minuto y volver a empezar.

Rutina 4 (avanzado) – HIIT 10 intervalos – 1 minuto descanso entre intervalos
➡️ 20 boxer step
➡️ 10 knees to jumping jacks
➡️ 20 double unders
➡️ 10 triple unders
➡️ 25 saltos pierna derecha
➡️ 25 saltos pierna izquierda
Rutina 5 (avanzado) – Pirámide double unders burpees
➡️ 5 double unders
➡️ 3 burpees
➡️ 10 double unders
➡️ 3 burpees

Aumentar los double unders de 5 en 5 hasta llegar a 50 y descender de 5 en 5 hasta llegar a 5. Hacer 3 burpees entre series de double unders.

Con estas rutinas estás preparado para empezar a beneficiarte del salto a la comba.

Recordarás momentos de tu infancia a la vez que te pones en forma.

Preparado, listo, ¡ya!

Deja un comentario

Suscríbete

Noticias, descuentos y mucho más