El cinturón lumbar es uno de los accesorios de Cross Training y fitness más demandado ya que sirve como protección para aquellos que tienen un nivel de entrenamiento alto y acostumbran a manejar pesos muy altos. Sin embargo, aún existen dudas de si es recomendable o no, si mejora el rendimiento y, por supuesto, su correcta posición.

¿Para qué sirve el cinturón lumbar?

El cinturón lumbar es un accesorio de protección utilizado en deportes como halterofilia, Cross training o levantamiento de peso. Se utilizan en mayor medida para proporcionar soporte y estabilidad al tronco durante los movimientos de levantamiento de cargas muy pesadas, y asegurar una correcta ejecución del ejercicio evitando posibles lesiones. Esta estabilidad se debe gracias a la presión intraabdominal que nos ofrece un cinturón lumbar. Éste comprime la espina dorsal al aumentar la presión abdominal y así liberar presión de los discos vertebrales reduciendo el riesgo de sufrir lesiones en la zona lumbar. Pero tenemos que tener en cuenta una cosa muy importante. El cinturón lumbar no cumple su función solo por llevarlo. Debemos hacer fuerza con la tripa hacia fuera para que el diafragma baje y empuje y estabilice la zona central. Es decir, el soporte viene dado por tener una superficie contra la que empujar. Esto es lo que nos proporciona la estabilidad necesaria.

¿Cómo usar el cinturón lumbar?

Es cierto que requiere un tiempo de adaptación y puedes sentir que el cinturón no hace nada. Quizás también pueda ser porque no lo necesitas debido a que no trabajas con cargas muy altas, o porque no lo hayas colocado de la manera adecuada.
  1. El primer punto a tener en cuenta es dónde colocar el cinturón. Para esto no hay una regla. Dependerá de cada persona y de cómo se sienta más cómodo. Lo importante es que puedas hacer fuerza contra el cinturón sin problemas.
  2. Para ajustar tienes que tener el tronco completamente erguido, inhalar aire y apretarlo de tal manera que nuestro abdomen esté activo. Esta activación se debe al diafragma, músculo relacionado con la apnea y el aumento de la presión abdominal.
  3. Tienes que sentir la zona de la espalda con una presión suficiente para tener el soporte que refuerza la espalda.
  4. No lo aprietes demasiado o no podrás ejercer fuerza con la tripa y perderá su funcionalidad. Tiene que estar de tal manera que sientas presión, pero puedas apretar sin problema. Por tener una referencia, deberías ser capaz de poder meter la mano entre el cinturón y la zona abdominal.

cinturon lumbar

Beneficios y ventajas del cinturón lumbar

Los beneficios de utilizar un cinturón lumbar en los entrenamientos de cargas pesadas son varios:
  • Reducen el riesgo de lesión en la zona lumbar y espalda baja gracias a la presión que ejerce sobre el tronco.
  • Reduce la tensión y permite a los músculos evitar la sobre carga durante el ejercicio.
  • Mejora el rendimiento ya que nos permite levantar y mover más peso.
  • Nos ayuda a mantener una postura adecuada y cuidar la técnica.

¿Cuándo usar el cinturón lumbar?

Nuestra recomendación, primero, es tener la zona lo suficientemente fuerte y trabajada para que su utilización sea un extra en tus entrenamientos. Es muy útil utilizar un cinturón lumbar cuando se trabaja con cargas máximas o sub-máximas en ejercicios en los que la espalda no tenga un apoyo. Es decir, cuando los ejercicios que realicemos comprometan nuestra postura. En este caso el cinturón lumbar servirá como soporte para nuestra estructura. En Picsil tenemos los mejores accesorios de protección para que te sientas seguro en tus entrenamientos. ¿Aún no los conoces? ¡No te pierdas el siguiente vídeo de #PicsilAcademy!