No hay productos en el carrito.

Battle rope o cuerda de batalla: 10 beneficios y 5 rutinas TOP

En este artículo vamos a sacarte de dudas sobre qué es esa cuerda de batalla enorme que llevas meses viendo en tu box o gimnasio habitual y cómo ponerte en forma gracias a ella.

Cuando termines de leer podrás preguntarte: ¿estás listo para la batalla?

¿Qué es la cuerda de batalla o Battle Rope y para qué se utiliza?

El que tuvo la idea de practicar ejercicios con cuerdas fue John Brookfield. Este hombre ha conseguido récords mundiales en fuerza y resistencia. 

Vamos, que es un crack y si él dice que trabajar con cuerdas es importante, es que lo es.

Claro que no lo ha dicho solo él. Muchos estudios han demostrado que su uso tiene múltiples beneficios.

Pero no vale cualquier cuerda. Tienes que entrenar con una cuerda de batalla.

Este tipo de cuerdas se caracterizan por ser pesadas, largas y, sobre todo, gruesas.

Cada una de las medidas tienen un porqué, el que te contaremos más adelante.

La cantidad de ejercicios que puedes practicar con ella es enorme y variada. 

Burpees, planchas, sentadillas, todo es posible con una cuerda de batalla.

Muchos creen que con la battle rope solo se ejercitan los brazos, pero nada más lejos de la realidad. Gracias a esta cuerda puedes entrenar prácticamente todos los músculos del cuerpo.

La battle rope suele utilizarse en crossfit y todo tipo de entrenamiento funcional ya que, gracias a ella, se mejora la resistencia y la musculatura.

Esto hace que sea un tipo de entrenamiento muy utilizado por deportistas de otras modalidades como el boxeo o la natación.

Un HIIT que incluya ejercicios con esta cuerda de batalla es un excelente entrenamiento de alta resistencia que te dejará K.O. pero también satisfecho con el trabajo realizado.

Beneficios de la cuerda de batalla o battle rope

Puede que no te imagines entrenando con algo que no sean mancuernas o kettlebells entre las manos, sin embargo, cuando leas los beneficios de usar esta cuerda puede que la cosa cambie.

  • Es una gran aliada para perder calorías ya que todos los ejercicios tienen un gran impacto cardiovascular.
  • Las battle rope son bastante asequibles.
  • En poco tiempo se ejecuta un entrenamiento muy efectivo.
  • Se puede utilizar tanto en interior como al aire libre (solo necesitarás un espacio grande con una superficie plana y un punto de agarre para la cuerda). 
  • La palabra aburrimiento desaparece del diccionario cuando hablamos de battle rope.
  • Tiene un riesgo de lesión bajo debido al poco impacto que reciben las articulaciones (aunque siempre hay que prestar atención a la postura durante el ejercicio).
  • Favorece el aumento de la masa muscular.
  • Lo puede practicar todo el mundo, ya sea un usuario novato o uno experimentado.
  • Si se organiza una buena rutina de ejercicios, es posible hacer un entrenamiento muy dinámico y así evitar la temida rutina muscular que acaba con los buenos resultados.
  • Se puede entrenar todo el cuerpo.

¿Cuánto debe medir una battle rope?

Si nunca has tenido la oportunidad de usar una de estas cuerdas, igual te estás imaginando una fina cuerdecita tipo comba y no le estás viendo la utilidad.

Pero si te decimos que estas cuerdas suelen pesar entre 9 y 16 kg, ¿a que empiezas a ver por qué se queman calorías?

En cuanto a su longitud, una cuerda battle rope suele medir 9, 12 o 15 metros con un grosor entre 38 mm y 50 mm.

Nuestra recomendación, si de verdad quieres ponerte en forma gracias a las cuerdas de batalla, es que las utilices de al menos 12 m y 38 mm de grosor.

De verdad, lo del grosor no es una tontería. No te imaginas lo que trabajarán tus músculos por tener una cuerda así de gruesa entre las manos durante el ejercicio.

¿Qué tener en cuenta al comprar una battle rope?

Para que una cuerda de batalla sea eficiente y duradera, es importante que te fijes en algunos aspectos:

Es recomendable que las cuerdas sean de nylon, ya que son más resistentes tanto al clima como a la intensidad del ejercicio.

Estas cuerdas suelen ser trenzadas, lo que favorece que sean fuertes y prácticas.

Asegúrate de que el agarre sea cómodo, ya que de eso dependerá que el ejercicio sea menos doloroso de lo necesario (aunque nunca está de más utilizar unas buenas muñequeras y unas calleras para mayor protección y comodidad).

Por último, comprueba que tenga un tipo de enganche a punto fijo acorde a tus necesidades. Es decir, que tenga el sistema apropiado para engancharlo a la pared, poste, árbol o donde quieras.

Aunque, en caso de que no lo traiga, siempre podrás hacerte con él de forma sencilla.

En la imagen te mostramos algunos de estos tipos de enganche. 

Nuestro top 5 de ejercicios con battle rope

Te hemos prometido que con esta cuerda podrás ejercitar todo el cuerpo, así que te proponemos 5 ejercicios para que puedas empezar cuanto antes:

1.Batidas alternas

Agarra los extremos de la cuerda con las manos, flexiona ligeramente los codos y las piernas y empieza a hacer batidas de forma alterna con uno y otro brazo. Este ejercicio lo puedes hacer con los brazos más altos o más bajos según la intensidad con la que quieras trabajar.

2.Batidas con desplazamiento lateral

El mismo ejercicio que el anterior, pero en esta ocasión deberás a la vez desplazarte a cada lado. Así también trabajarás el abdomen y las piernas.

3.Jumping Jacks

Seguro que has hecho uno de estos en más de una ocasión. Solo (por decir algo) tienes que saltar separando piernas y brazos al mismo tiempo. En esta ocasión se realizará con la cuerda en ambas manos para añadir trabajar aún más la fuerza y la resistencia. 

4.Giro ruso o russian twist con battle rope

Ya te contamos todo sobre este ejercicio en nuestro post: Russian twist o giro ruso: 5 variaciones con diferentes accesorios. Solo tienes que ponerlo en práctica mientras sostienes la cuerda con ambas manos.

5.Zancadas con battle rope

Realiza batidas con los brazos mientras a la vez te marcas unas buenas zancadas. Vas a tener los brazos, la espalda y los glúteos igual de duros. Para partir nueces.

Conclusiones y algunos consejos

La cuerda de batalla es la forma perfecta de añadir dificultad a muchos de los ejercicios que haces en tu entrenamiento, como las sentadillas o las zancadas, además de ampliar tu rutina de ejercicios.

Podrás hacer tus entrenamientos más dinámicos y divertidos con poca inversión y en casi cualquier lugar.

Eso sí, te damos algunos consejos para que el uso de la cuerda sea no solo correcto sino productivo. 

  • Mantén una buena postura en todo el ejercicio: piernas y codos ligeramente flexionados. Piernas con una separación un poco mayor que la de los hombros.
  • La distancia de la cuerda debe ser la justa para que no te quedes ni muy cerca ni demasiado lejos, así evitarás que la espalda sufra.
  • Varía los ejercicios. Si sigues siempre la misma rutina, tu cuerpo se acostumbrará a ella y dejarás de ver resultados.

Ahora que ya conoces este peculiar método de entrenamiento, solo tienes que hacerte con una cuerda de batalla, establecer tus objetivos (fuerza, cardio, resistencia…), incluirla en tu rutina de ejercicios y ver cómo tu vida mejora poco a poco.

Ha llegado el momento de hacerte la pregunta que dejamos pendiente al principio:

¿Estás listo para la batalla? Cuéntanos la respuesta en comentarios. 👇

¡A por ello!

Deja un comentario

Suscríbete

Noticias, descuentos y mucho más